¡Hakuna Matata!

En Pixelados no tenemos Semana del Tiburón, pero sí Semana de Disney. Hoy traemos otro juego de plataformas de Virgin Interactive, El Rey León. Junto con Aladdin, estos dos juegos formaron un duo dinámico sin excepción, siendo las dos joyas de esta compañía, dos títulos multiplataforma para cuyo desarrollo trabajaron con los propios animadores de Disney y cuyo nivel gráfico fue posible gracias al proceso Digicel, creado por el propio equipo de Virgin, y que permitia una mayor compresión para pasar los dibujos de la animación a la consola dejándolos casi idénticos. Todo un lujazo.

Un título plataformero que salió a la luz en 1994, con unos hermosos dibujos y una banda sonora extraída de la película. Sin duda es el nivel gráfico lo que diferencia a El Rey León de otros juegos. El colorido y la calidad de los dibujos hace revivir con todo detalle la historia de la película desde un nivel totalmente nuevo. En él controlamos a Simba y vamos siguiendo la trama de la historia, viendo como el protagonista crece y cumple su destino.

A diferencia de Aladdin, fue Virgin la encargada de todas las versiones, sin diferencias entre el juego de megadrive, SNES o PC más que en el apartado gráfico y sonoro que cada consola podía soportar. Las versiones de la NES y la SEGA Master System sí eran diferentes y con una calidad inferior por supuesto, pero tenian el mismo encanto y la misma dinámica que las otras versiones.

Las diferencias entre la Mega Drive y la SNES… ¿Cuestión de gustos?

Se trata de un juego corto, con pocos niveles, pero con una dificultad tormentosa. Es el típico juego en el que tienes que conocer cada escenario y saber lo que va a pasar a continuación para seguir avanzando, o si no sufrirás una muerte dolorosa y el sermón de Rafiki.

Así es la versión de la Master System

Mención aparte para el segundo nivel, con un colorido espectacular y un versión MIDI de “Yo voy a ser el Rey león” de fondo que crean una experiencia de juego divertidísima (quitando la parte de la maldita avestruz).

El animal más odiado de la sabana...

La animación y el control es excelente, permitiendo más diversión y menos frustración (de la cual ya tienes suficiente en cada nivel), y su éxito rotundo permitió que salieran una secuela del juego y versiones para nuevos formatos como Game Boy Color e incluso PlayStation. El juego de El Rey León es uno de esos títulos de infancia que sempre vuelve a tu cabeza, y aparte de los méritos que pueda tener por razones técnicas, a nivel personal es uno de los juegos más frustrantes y divertidos que han existido y estoy seguro que más de uno compartirá esta opinión.

Anuncios

Un pensamiento en “¡Hakuna Matata!

  1. Pingback: Zombies Ate My Neighbors | Pixelados

Los comentarios están cerrados.