Bit Box – IceFire Mountain, Ending

La década de los 90 fue especial para nosotros, fueron nuestros años de crecimiento, aprendizaje y tardes perdidas con la consola. Por ello no es casualidad que recordemos con especial cariño a las compañías que más brillaron por aquel entonces, y uno de los mejores ejemplos es Rare. Para esta compañía inglesa, su década de oro empezó con Ironsword: Wizards & Warriors II, un título para la NES de la mano de la empresa independiente Zippo Games. Lejos de ser otro plataformas del montón, el juego en sí es una obra musical que no se puede pasar por alto.

Pero evitemos hablar de Rare (que se me salen los colores) y concentrémonos en la música. El compositor fue David Wise, quien ya había participado en la precuela del juego. A este caballero le debemos joyas increíbles, ya que fue el encargado musical de los títulos que afianzaron a la compañía inglesa, desde Battletoads hasta Donkey Kong Country, sin olvidar mencionar (esto ya es personal) a Diddy Kong Racing.

Cualquiera podría pensar que la música no iba a variar mucho entre los dos títulos que entonces tenía la saga, pero la diferencia en el apartado sonoro es colosal, sobretodo a nivel técnico. Desde el tema inicial hasta la melodía de los créditos finales, cada canción de Ironsword: Wizards & Warriors II transmite esa sensación de aventura épica que tanto gusta. Sin embargo el tema que hemos escogido para el Bit Box de hoy, lejos de ser del tipo épico-medieval, apunta hacia un género más comercial.

 

IceFire Mountain, Ending” es una melodía animada, rítmica y movida, atractiva y pegadiza, que sin duda podría competir a “Mejor música de escenario final”. Es cierto que una canción así de animada es más común de niveles intermedios, pero tenerla para superar el ultimo trecho del juego tiene también lo suyo. Luego queda a la interpretación de cada quien si la intención era motivar al jugador en el último nivel… o más bien engañarlo y que se confiara de que seria fácil… cabrones.

Anuncios